Barbie dreamtopia bubbletastic fairy doll

Encuentra tu Barbie favorita al mejor precio con nuestro buscador de ofertas

 

Con un increíble outfit, la Barbie dreamtopia bubbletastic fairy doll refleja la tendencia de hoy día con rasgos diversos a fin de que toda niña se vea reflejada en ella y se acepte como cada una es.

La Barbie dreamtopia bubbletastic fairy doll de hoy es realista y está diseñada para mostrar a los pequeños la belleza de la diversidad.

El movimiento de evolución con la creación de estas Barbies está destinado a atender a las madres millennials, que son el futuro de su base de usuarios.

Lo que es indiscutible es que las dimensiones del cuerpo de la Barbie de actualmente han evolucionado muchísimo haciendo que estas se asemejen poco a poco más a los cuerpos de mujeres reales.

No products found.

 

Cargar más productos

 

Las ofertas imperdibles en Barbie dreamtopia bubbletastic fairy doll que no te puedes perder

Mattel cree que hay más de 100.000 ávidos coleccionistas de Barbie. El 90 por ciento son mujeres, con una edad media de 40 años, que adquieren más de veinte muñecas Barbie cada año. El 40 y 5 por ciento de ellas gasta más de 1000 dólares estadounidenses por año. Las muñecas Barbie antiguas de los primeros años son las más valiosas en las subastas, y mientras que la Barbie original se vendía por 3 dólares. En 1959, una Barbie de caja de menta de 1959 se vendió por 3552 dólares estadounidenses. El 26 de septiembre de 2006, una muñeca Barbie estableció un récord mundial en la subasta de 9.000 libras esterlinas (17.000 dólares ) en Christie’s en Londres.

Otros creían que la interminable oferta de Barbie de trajes de diseño, turismos y “viviendas de ensueño” animaba a los niños a ser materialistas. No obstante, fue el aspecto de Barbie la que ocasionó más controversia. Su enana cintura y sus enormes pechos -se estimaba que si fuera una mujer real, sus medidas serían- llevaron a muchos a afirmar que Barbie proporcionaba a las niñas un caso de muestra poco verdadera y amenazante y promovía una imagen corporal negativa.