Halle berry catwoman Barbie

Encuentra tu Barbie favorita al mejor precio con nuestro buscador de ofertas

 

La halle berry catwoman Barbie tiene un encontronazo importante en los valores sociales al trasmitir las características de la independencia femenina y, con su multitud de accesorios, un estilo de vida idealizado y de alto nivel que puede ser compartido con amigos.

Añadir la vivienda de la halle berry catwoman Barbie a su juego es como un sueño para muchas niñas.

Comúnmente cada muñeca Barbie incluye un traje a la tendencia, un accesorio excelente y un peinado único para complementar su apariencia.

En contraste a las muñecas bebé, Barbie no enseña a criar y sí, tiene pertenencias pero precisamente porque es autosuficiente.

No products found.

 

Cargar más productos

 

Mejor precio garantizado de halle berry catwoman Barbie

La variedad de la marca incluye 176 muñecas distintas, introduciendo nueve géneros de cuerpo, 36 tonos de piel y 94 peinados. Dickson piensa que eso les da el honor de reclamar a Barbie como la muñeca más diversa del mundo. Esta variedad hace que el precio de entrada sea aún más impresionante desde la perspectiva de la producción. Esto dio como resultado la creación de la serie de películas de Barbie, que en un inicio viró cerca de que Barbie fuera reimaginada como una princesa y eventualmente se expandió a numerosos mundos de la moda y la fantasía. Uno de los más importantes beneficios de esta estrategia giró cerca de la comercialización, en tanto que Mattel podía vender muñecas específicas para cada película por separado de los DVD y mercancía relacionada con los complementos, trajes y decorados de las películas. Estas asociaciones podrían haber sido dentro como un plan de enriquecimiento en nombre del equipo de marketing de Mattel, para contribuir a que las películas sean vistas como educativas.

En 2009 Mattel abrió en Shanghai una tienda insignia de Barbie de seis pisos, que cuenta con un spa, un estudio de diseño y una cafetería, aparte de una amplia oferta de modelos relacionados con la Barbie. Sin embargo, Barbie jamás obtuvo la aprobación de las autoridades de todo el mundo musulmán. En 1995 Arabia Saudí detuvo su venta pues violaba el código de vestimenta islámico. Eventualmente, muñecas similares, algunas completas con hijabs, fueron vendidas a niñas musulmanas.